Pregunta del día

Enero 11

¿Debo diezmar de los regalos que recibo?

La convicción personal de Kenneth y Gloria es diezmar de todos los ingresos que reciben —incluyendo los regalos— y que llegan a sus manos (Proverbios 3:9-10; Malaquías 3:8-11). Básicamente, todos necesitan invertir tiempo con Dios y recibir Su dirección cuando se trata de diezmar y ofrendar.

Diezmar de los regalos requiere dirección de Dios. Algunos regalos, en especial las monetarias, pueden ser fáciles de diezmar. Pero ¿si el regalo no es dinero? Por ejemplo, si a alguien le regalan un automóvil de USD $50,000 y no tiene USD $5,000 disponibles, ¿esperaría Dios que preste dinero para diezmar? Seguramente no. Por esa razón, es importante para cada creyente ser guiado por Dios cuando se trata de diezmar y ofrendar. Si un creyente busca verdaderamente la dirección de Dios en cuanto a cómo honrar al Señor con una ofrenda, puede estar seguro de que recibirá Su dirección (Juan 16:13).

Diezmar es un acto de adoración a Dios, y debe hacerse con una actitud de amor y agradecimiento. Animamos a los creyentes a confiar en el Señor en el área de sus finanzas.