Responsabilidad Financiera

Como Ministerios Kenneth Copeland, tomamos en serio nuestra responsabilidad financiera. Creemos que Dios nos ha llamado Su Iglesia, a fin de ser fieles administradores de Su Evangelio (1 Corintios 4:2). Aquí encontrará información acerca de nuestra responsabilidad financiera así como también un reporte detallado del manejo de sus ofrendas en el ministerio, las cuales son fielmente utilizadas para llevas las buenas nuevas de salvación de Jesucristo a todo el mundo.

“Ahora bien, cuando se requiera un administrador es [esencial] que sea un hombre fiel [mostrándose digno de confianza]” (1 Corintios 4:2), [Traducción libre de The Amplified Bible]).

Declaración Financiera

Queridos colaboradores y amigos:

¡Dios nos ha bendecido con los mejores colaboradores en todo el mundo! A causa de su fidelidad y de su compromiso financiero con los Ministerios Kenneth Copeland, nos es posible comunicarnos con las personas de todas partes. Las ministramos por completo para la gloria del Señor Jesús. Gracias.

Con el propósito de mantenerlo informado, nos gustaría aprovechar esta oportunidad para explicarle dónde se utilizan sus aportes y una breve reseña de nuestra responsabilidad financiera.

Los Ministerios Kenneth Copeland se basan en diferentes fundamentos y valores, entre los cuales se encuentra la integridad financiera. La Junta Directiva está conformada por un grupo de hombres y mujeres de Dios, sobresalientes tanto en el ministerio como en los negocios, y ellos nos guían en nuestra organización. Ellos administran sus donaciones para que sean utilizadas de la manera más efectiva y eficiente. También logramos esa transferencia financiera a través del Comité de Compensación. Éste es el responsable de determinar la indemnización para cada miembro de la familia Copeland, basado en datos compilados por una firma consultora independiente. KCM (por sus siglas en inglés) también decidió someterse cada año a una auditoría financiera realizada por Ratliff and Sommerville, una firma externa, en acuerdo con el IRS y los estándares de la industria.

Apreciamos su fidelidad y su continua confianza. ¡Gracias por todo lo que hace!

¡JESÚS ES EL SEÑOR!

Sinceramente,

Jan N. Harbour

Jefa del departamento de finanzas.

Kenneth Copeland Ministries on FacebookKenneth Copeland Ministries on TwitterKenneth Copeland Ministries on YoutubeKenneth Copeland Ministries Blog